Usted está aquí:noticias·metropolitanos

La Autoridad del Transporte Metropolitano en el área de Nueva York (MTA) liberó hace unos días la versión beta de una aplicación que aprovecha todo el potencial del sistema de información de la red de metro de la ciudad y lo pone al alcance de los usuarios. A través de su teléfono móvil y desde cualquier lugar, los viajeros de algunas líneas pueden conocer cuánto falta para que llegue su tren, exactamente como si estuviesen en el andén.

Desde el pasado 9 de diciembre el mapa del metro de Londres cuenta con una nueva línea que permite conectar Clapham y la South London Line, en la margen derecha del río Támesis, con la veterana pero renovada East London Line. La apertura de esta ruta completa además el programa de inversiones del sistema de transporte mixto metropolitano/suburbano London Overground, cuya formación quizá sea uno de los mejores ejemplos del incremento en la burocratización que ha conllevado la pseudo-privatización del sistema ferroviario británico.

Más de una semana después de que el huracán Sandy, de categoría 1, obligase a echar el cierre de prácticamente todas las actividades de la megalópolis que forra la costa este de Estados Unidos, los sistemas de transporte público ferroviario del área metropolitana de Nueva York han conseguido sólo parcialmente, y a duras penas, recuperar la normalidad. Las fuertes  lluvias y la marejada ciclónica inundaron durante los días 29 y 30 de octubre secciones enteras de esas redes, provocando una devastación “sin precedentes”.

La ciudad estadounidense de Portland (Oregón, costa oeste) casi duplicó el pasado mes de septiembre la longitud de su red de tranvía, una de las más jóvenes del país, al añadir 5,4 km de línea a los 6,3 con los que contaba hasta entonces. El tranvía de esta localidad de poco menos de 600.000 habitantes (2,3 millones si se cuenta su gran área metropolitana) salta así a la ribera derecha del río Willamette, seis décadas después de su desaparición y tras sólo once años desde que volvió a circular.

Viacités, la autoridad responsable del sistema de transporte consorciado de la ciudad francesa de Caen (Normandía) y su área Metropolitana, va a deshacerse de su sistema de tranvía sobre neumáticos y lo sustituirá por un tranvía clásico sobre raíles, en respuesta al rosario de fallos e incumplimientos que ha padecido desde que fue puesto en servicio a finales de 2002.

La Autoridad del Transporte Metropolitano (MTA) de Nueva York ha adjudicado a Thales y Siemens la definición de su propio estándar de control de trenes basado en comunicaciones (CBTC) y la creación de una vía de pruebas para certificaciones. El contrato está valorado en algo más de 60 millones de dólares y tendrá una duración de cuatro años.

El documental "Voces silenciadas" pone los puntos que faltaban bajo los numerosos interrogantes que quedaron abiertos tras la chapucera investigación que siguió al accidente de la estación de Jesús, en el Metro de Valencia (FGV) y en el que murieron 43 personas. Lejos de teorías de la conspiración, el documento recuerda cuestiones tan básicas y graves como la desaparición del libro de averías de la unidad, además de abundar en la notoria falta de ánimo por investigar y las obvias negligencias en FGV. Un vídeo muy recomendable.

 

Dos de las filiales de Vossloh recibieron a comienzos de noviembre el encargo de suministrar nuevo material rodante para el monorraíl suspendido de la ciudad alemana de Wuppertal (Renania del Norte-Westfalia, a unos 25 km al este de Düsseldorf), el más antiguo de los pocos que operan en el mundo y que cada año mueve a más de 25 millones de pasajeros.

Copyright 2011. Joomla 1.7 templates. 2003-2012 - Fernando Puente